Las camisetas de la ira

El sesgo cognitivo que hace que una persona tienda a sobrevalorar sus capacidades, aptitudes o conocimientos tiene un nombre: efecto Dunning-Kruger. Esta superioridad ilusoria se da con mayor frecuencia entre aquellas personas que están menos cualificadas, mientras que los expertos tienden a infravalorar sus propias habilidades.

Por ejemplo, en el caso de la Justicia, se puede escuchar a un ciudadano español cualquiera, presumiblemente apoyado en una barra de bar, despachar y menospreciar en un par de frases lapidarias los meses de trabajo de varios jueces. Las pruebas, los testimonios, las sentencias, los conceptos jurídicos, la jurisprudencia, todo ello es irrelevante. La postura está elegida y no hay lugar para el escepticismo. CONTINUAR LEYENDO